Home Consejos Cómo lavar tu edredón de plumas

Cómo lavar tu edredón de plumas

Por Ciberdescans
lavar-relleno-edredon

Cómo lavar tu edredón de plumas en 7 pasos

El frío se acerca y con él regresa el engorro de como lavar tu edredón de plumas o plumón.  Actualmente, existen dos vías que te facilitan esta ardua tarea: puedes enviarlas a lavar a la tintorería más cercana o puedes ahorrarte unos euros y hacerlo tú mismo y de manera más sencilla de lo que piensas gracias a esta pequeña guía de trucos que te presentamos.

  1. Lee las etiquetas del edredón de plumas
  2. Verifica si sus costuras están bien
  3. Introduce el edredón de forma homogénea
  4. Añade 2 o 3 pelotas de tenis
  5. Usa el ciclo suave o para ropa delicada
  6. Elige un detergente correcto
  7. Sécalo en plano y bien estirado

A continuación te explicamos cada paso como lavar edredones en la lavadora.

1-Atención a las instrucciones de limpieza: Indistintamente de que se trate de edredones caros o edredones baratos, lo primero que tendrás que hacer siempre es prestar atención a la etiqueta sobre las instrucciones de limpieza. Es aquí donde encontrarás una etiqueta de advertencia del tipo “lavar en seco” o su versión anglosajona “dry-clean only”.

2-Verifica costuras y/o agujeros: Antes de introducir tu edredón de plumas dentro de la lavadora deberías comprobar si existe algún hilo suelto, costura abierta o agujero que pudieran poner en riesgo la integridad de tu ropa de cama y la necesidad de comprar uno nuevo.

3-Distribuye de manera homogénea el edredón: A simple vista tiene más importancia de lo que parece la distribución de tu edredón a la hora de introducirlo en la lavadora. Asegúrate de que ésta se realice de manera homogénea para que la limpieza se lleve a cabo de manera correcta y completa. En caso de que tu edredón sea demasiado grande para tu lavadora plantéate la posibilidad de llevar tu edredón a la tintorería.

limpieza de edredones

4-Añade 2 o 3 pelotas de tenis: Un viejo truco para equilibrar la carga de tu lavadora ante la limpieza de auténticos mastodontes como pueden ser tus edredones es la de introducir en tu lavadora un par de pelotas de tenis. Como no, habrá que tener en cuenta que todo lo que introduzcamos tendrá que ser compatible con el ciclo de lavado que vamos a gastar.

5-Usa el ciclo suave o para ropa delicada: La primera elección antes de empezar con el ciclo de lavado y evitar que se dañe la cubierta es la elección de la temperatura del agua. Si lo que deseas es ser eficiente en la limpieza de los ácaros y el polvo deberás escoger agua caliente (más de 54 grados). Asimismo, siempre será interesante el agregar un ciclo de lavado extra para completar el proceso de limpieza.

6-Usa detergente apto y con moderación: Sé cuidadoso en la elección de un detergente que sea apto para materiales delicados. Asimismo, usa una cantidad pequeña de detergente para evitar que se forme demasiada espuma en la lavadora y de poner en riesgo los rellenos de plumón.

7-Sécalo en plano y bien estirado: El secado de nuestro edredón es casi tan importante como su lavado. Existen dos vías para que éste quede en perfectas condiciones: la primera será el de dejarlo en un lugar plano, limpio y en el que quede bien estirado. Otra opción que también nos permitirá tenerlo lo más estirado posible es la de colgar nuestro edredón haciendo uso de dos tendederos. Tras finalizar el proceso de secado podremos disfrutar de nuestro edredón un año más como si éste fuera nuevo.

© Diseño web imacreste

[Total: 5   Promedio: 4.2/5]

También te puede interesar

Utilizamos cookies con el objetivo estadístico de mejorar tu experiencia en nuestro sitio web. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Aceptar Leer Política de Cookies

REBAJAS DE HASTA EL 60%ENTRA EN NUESTRA TIENDA